Seleccionar página
El Plan Inveat renovará equipos en todas las Comunidades Autónomas

El Plan Inveat renovará equipos en todas las Comunidades Autónomas

El Plan de Inversión en Alta Tecnología (Inveat) para el Sistema Nacional de Salud tiene como objetivo mejorar la calidad de vida de las personas mediante el diagnóstico de las enfermedades en fases tempranas, posibilitando la intervención terapéutica rápida. Además INVEAT pone especial atención a las patologías de mayor impacto en el SNS, sobre todo aquellas que tienen que ver con las enfermedades neurológicas, oncológicas y raras.

Se trata de una inversión que mejorará el nivel de obsolescencia tecnológica del parque instalado en el SNS, así como en la tasa de densidad de equipos por 100.000 habitantes.

El plan de inversión proporcionará en los dos próximos años la renovación tecnológica del 100% de los equipos que tienen 12 o más años. Por otro lado, se renovarán los los aceleradores lineales y TC de 10-11 años (585 equipos). Todo está en línea con las recomendaciones de las sociedades científicas.

Así será la distribución de los primeros 398,8 millones de euros para renovar los equipos de alta tecnología del SNS por comunidades autónomas:

    •       Andalucía: 75.965.100 euros (19,04% del total)

    •       Aragón: 13.136.973 euros (3,29%)

    •       Asturias: 6.941.650 euros (1,74%)

    •       Baleares: 8.667.580 euros (2,17%)

    •       Canarias: 20.776.533 euros (5,21%)

    •       Cantabria: 7.953.218 euros (1,99%)

    •       Castilla-La Mancha: 13.955.383 euros (3,50%)

    •       Castilla y León: 20.105.407 euros (5,04%)

    •       Cataluña: 50.739.894 euros (12,72%)

    •       Comunidad Valenciana: 43.750.524 euros (10,96%)

    •       Extremadura: 9.322.545 euros (2,34%)

    •       Galicia: 27.318.315 euros (6,85%)

    •       La Rioja: 4.205.342 euros (1,05%)

    •       Madrid: 57.731.416 euros (14,47%)

    •       Murcia: 13.599.732 euros (3,41%)

    •       Navarra: 8.268.645 euros (2,07%)

    •       País Vasco: 16.554.846 euros (4,15%)

    •       Según el documento, el Ministerio de Sanidad se reservará 1.004.690 euros para adquirir equipos de alta tecnología por parte del Ingesa.

RETOS DE LA TECNOLOGÍA SANITARIA

RETOS DE LA TECNOLOGÍA SANITARIA

A raíz de la situación sanitaria que comenzó en 2020 el sector se ha visto sometido a una gran presión para administrar unos recursos que inicialmente eran insuficientes para hacer frente a la situación. Esto ha obligado a las organizaciones sanitarias a cambiar su enfoque y desarrollar nuevas técnicas y procesos, y una de las estrategias más importantes es acometer lo antes posible la transformación digital, para automatizar procesos y habilitar nuevas capacidades como la telemedicina.

En este camino las empresas del sector están adoptando una serie de tecnologías fundamentales, entre las que destaca la inteligencia artificial y los sistemas destinados a construir plataformas digitales de atención virtual. Y también se está viendo una rápida adopción de diferentes modalidades de robótica sanitaria, con tecnologías destinadas tanto a quirófanos como a limpieza e higienización.

En un reciente informe publicado por GlobalData, Jemima Walker, analista del equipo de investigación temática de esta firma de investigación, comenta que “la IA tiene el potencial de revolucionar la industria de la salud, apoyando el acortamiento de los plazos de descubrimiento de medicamentos, la reutilización exitosa de medicamentos existentes para combatir COVID-19, la mejora de las herramientas de monitoreo remoto de pacientes, la mejora de la eficiencia de la cadena de suministro y la modernización del modelo de ensayo clínico obsoleto mediante la mejora del diseño del ensayo, el reclutamiento de pacientes y la retención de pacientes”. La inteligencia artificial se ha convertido en uno de los temas de discusión principales entre las empresas del sector, y su presencia en las presentaciones de las compañías de dispositivos médicos, farmacéuticos y de atención médica ha aumentado en más de un 50% entre 2018 y 2021. Los expertos creen que el mercado de plataformas de inteligencia artificial para la industria sanitaria está listo para crecer, y se espera que los ingresos aumenten desde 1.600 millones de dólares en 2019 hasta unos 5.700 millones en 2025.

Next Generation y tecnología sanitaria, una oportunidad para las empresas

Next Generation y tecnología sanitaria, una oportunidad para las empresas

El Next Generation EU es un Fondo de Recuperación Europeo que supondrá una inyección para España de 72.700 millones de euros en transferencias no reembolsables. Esta dotación servirá para financiar, a partir del 2021, proyectos que faciliten la transformación digital, entre otros, de la sanidad pública española.

En cuanto a la adjudicación de los fondos, la administración central, autonómica y local serán las encargadas de coordinar los procesos de identificación, selección y dotación de ayudas. Por este motivo, todas aquellas empresas susceptibles de optar a estas ayudas es recomendable que conciban cada proyecto transformador desde un punto de vista tanto institucional como europeo. De esta forma, coincidirán con las líneas de inversión marcadas.

Para ello, es fundamental abrir la empresa a los ecosistemas de ayudas más próximos y, sobre todo, recibir asesoramiento para evaluación de criterios, requisitos y para redacción de planes. E incluso es conveniente contar con apoyo a la hora de ejecutar algunos proyectos a través de institutos tecnológicos y otras entidades especializadas.

Los servicios regionales de salud tienen la oportunidad de mejorar su eficacia, formas de trabajo, y relación con sus pacientes y ciudadanos a través de proyectos de valor estratégico que favorezcan su transformación y, por ende, de la economía española. La tecnología sanitaria ha de jugar un papel fundamental a partir de las nuevas tecnologías como la IA, la IoMT, la robótica y los datos, co-diseñar un sistema de Sanidad con un mayor carácter preventivo, que permita diagnósticos más precisos y la identificación de tratamientos personalizados a cada paciente. En definitiva, poner a disposición de profesionales, pacientes y gestores de la salud nuevos y mejores servicios que se apoyen en un proceso de transformación digital.